Logo Bogotá mejor para todos

Secretaría Distrital de Planeación

Logo República de Colombia

Usted está aquí

Lagos de Torca

¿Cómo se hace?

Iniciativa que transformará el norte de Bogotá en una ciudad donde convergerán viviendas con equipamientos como centros culturales, recreativos, educativos y de salud. Además, se recuperarán y protegerán las zonas ambientales existentes y se mejorará la movilidad de la zona.

Reglamentación

El Plan de Ordenamiento Territorial vigente, Decreto 190 de 2004, estableció en su artículo 48 la delimitación y elaboración del plan para el ordenamiento zonal del norte. 

Posteriormente, con el Decreto 043 de 2010 se adoptó el Plan de Ordenamiento Zonal del Norte, por medio del cual se fija el marco normativo para el desarrollo de esta área.

Con el Decreto 464 de 2011, se modificó la anterior normatividad y se adicionaron algunas disposiciones para el Plan Zonal del Norte.

A continuación, se presenta el más reciente decreto 088 de 2017, con el cual se modifican los decretos del 2010 y 2011.

Ambiental

Actualmente, la Autopista Norte parte el Humedal de Torca y Guaymaral, por eso, esta se elevará entre las avenidas Cafam y El Jardín, a una altura de tres metros, para preservar y mejorar la conectividad ecológica. De esta manera, el Humedal pasará de 34 hectáreas a 75 hectáreas totalmente protegido y recuperado.

Lagos de Torca contempla el desarrollo del Parque Metropolitano Guaymaral. Un escenario de 150 hectáreas, contando las 75 del cuerpo de agua, que brindará a las personas espacios verdes para la recreación activa y pasiva y generará conectividad entre los Cerros Orientales y el Humedal.

En la zona se tenían definidas seis quebradas, sin embargo, durante los estudios para este Plan se identificaron tres más: Tibabita, Cañiza y Las Pilas, las cuales ahora pasan a ser parte de la Estructura Ecológica Principal para su protección.

El corredor de ronda de la quebrada La Floresta se afecta por el trazado de la Avenida Guaymaral establecido por el Plan de Ordenamiento Territorial vigente y el Decreto 043 de 2010, por eso se modificará este trazado 300 metros hacia el norte para preservar esta área y proteger el principal corredor ecológico del suelo urbano.

La cobertura forestal existente es de 18 hectáreas, con Lagos de Torca se pasará a 400 y el número de árboles se aumentará de 5.000 a 100.000.

Para el desarrollo de este proyecto se realizó una concertación ambiental con la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca -CAR- (Resolución 2513 de 2016), otra con la Secretaría Distrital de Ambiente (Resolución 02074 de 2016) y se le solicitó concepto al Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible en octubre de 2016 para confirmar que lo que se va a hacer esté ajustado a la norma. 

Urbano

En el área de Lagos de Torca se prevé la construcción de 125.000 viviendas aproximadamente, de las cuales 50.000 serán viviendas subsidiadas. El POZ Norte planteaba sólo el 30 % para vivienda subsidiada, con la modificación se aumenta a 40 %: 20 % para Vivienda de Interés Social -VIS- y 20 % para VIP.  

Asimismo, entre las cargas y beneficios que se establecieron para los 34 planes parciales que allí se desarrollarán, se debe restaurar las zonas ecológicas ambientales de la zona.

La zona tendrá diversidad de estratos y  mezcla de usos de suelo para brindar los servicios necesarios al alcance de las 350.000 personas que llegarán a residir y así tener una mejor calidad de vida.

Las manzanas más grandes serán de 1,3 hectáreas, en vez de las 2,0 que establece el POT, y se permitirá llegar a 1,6 hectáreas en las avenidas locales (29 metros de ancho). En el 70 % de las manzanas, los primeros pisos se destinarán para usos de comercio, servicios y equipamientos, así mejora la seguridad y se le da vida a las calles.

Los antejardines privados y conjuntos cerrados por rejas no tendrán cabida en Lagos de Torca, será una zona en la que la calle será epicentro de encuentro.

Los centros comerciales deberán seguir la nueva tendencia en el mundo, serán de cielos y espacios abiertos y tendrán que tener locales hacia la calle para dar continuidad a la ciudad y no dividirla con grandes infraestructuras.

Los equipamientos dotacionales de hasta dos hectáreas como colegios y centros de salud deberán tener al frente un parque como complemento.

Conectividad

Lagos de Torca tendrá 300 hectáreas para vías. Se ampliarán y adecuarán las avenidas Boyacá y Ferrocarril (carrera novena), la Autopista Norte y la Carrera Séptima y se construirán las avenidas Arrayanes (calle 209), Guaymaral (calle 235), Polo (calle 200) y El Jardín (Calle 222), así se garantizará la conectividad vial y la buena movilidad para los ciudadanos. 

Según el actual POT, las vías más angostas en Bogotá deben ser de 12 metros, en Lagos de Torca serán de 22 metros con antejardín público.

Todas las vías contarán con ciclorruta. Serán más de 150 kilómetros de ellas. Las arteriales la tendrán al lado y lado de la vía para favorecer a los biciusuarios. También habrá en los parques, las zonas de manejo y preservación ambiental y bordeando las rondas de las quebradas (fuera de la ronda para cumplir con la regulación).

Se entregarán a la ciudad 18 hectáreas para construir una gran estación de TransMilenio y el intercambiador intermodal. Adicional se construirán seis troncales para los buses rojos, la distancia máxima hacia estas no superará las 10 cuadras.

Espacio Público

Serán 600 hectáreas de espacio público entre parques ambientales, parques recreativos, plazas y plazoletas los que se establecerán en esta zona de la ciudad. Se tendrán catorce metros cuadrados de espacio público por habitante, más del triple de lo que Bogotá brinda actualmente, el cual es de 6 metros cuadrados por habitante. En términos de espacio público efectivo se tendrán 8 metros cuadrados por habitante cuando Bogotá tiene menos de 4.

El proyecto estará conectado por una maravillosa red de más de 15 kilómetros de parques lineales con 30 metros de ancho y 90 kilómetros de andenes de 12 metros de ancho.